martes, 2 de octubre de 2007

EL ASALTO AL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

Esta entrada se refiere a la futura resolución del Tribunal Constitucional sobre la ley que ha dinamitado el régimen constitucional del 78: el estatuto de cataluña. El tema no es, por tanto, un tema menor, sino que es, junto con el resultado de las próximas elecciones y la regeneración democrática del PSOE, uno de los elementos de los que depende la pervivencia de nuestra democracia.

El panfleto ,El País, llevaba como portada el viernes pasado, los movimientos que esta habiendo en el órgano encargado de resolver el Estauto de Cataluña: el Tribunal Constitucional. El panfleto recogía así la siguiente noticia:

- Los conservadores se hacen con el control del Constitucional en el recurso contra la presidenta.

La votación de ayer pasará a los anales del Constitucional por ser la primera ocasión en que se expulsa de un Pleno al presidente titular del alto tribunal, mediante una votación resuelta con el voto de calidad de un magistrado. El nivel de deterioro del Constitucional ha llegado al punto de expulsar del Pleno a su presidenta para poder asegurarse una votación del sector conservador favorable al recurso del PP, cuyo objetivo no es otro que expulsar a Casas no sólo del Pleno, sino descabalgarla de la presidencia del alto tribunal, ...el asalto a la presidencia de los magistrados afines al PP y el subsiguiente dominio conservador merced al voto de calidad.

Pues bien, como siempre, el panfleto utiliza la mentira y la manipulación como modo de informar a la opinión pública y lo hace exponiendo la identificación de siempre: PP= ASALTO= GOLPISMO.

En verdad, lo sucedido en el Tribunal Constitucional ha sido lo siguiente:

La composición del Tribunal Constitucional está de actualidad porque es el órgano que va a ser el encargado de resolver el Estatuto de Cataluña. Actualmente se compone de 6 magidtrados progresistas ( entre ellos la Presidente, Maria Emilia Casas de etiqueta progre). Si el TC tuviera que dictaminar ahora habría empate entre magistrados y decidiría el voto de calidad de la presidenta del TC. Pero el Gobierno ha ordenado que la resolución no se produzca antes de las elecciones para evitar el desgaste que una resolución favorable al estatuto podría causarle de cara a las elecciones de marzo.

Pero Zapatero se quiere asegurar que para la futura resolución la composición del TC sea como la actual para así garantizarse que el Estatuto siga adelante. Y para ello se ha saltado la Consttitución:

- En la reforma de hace meses de la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional se estableció, vulnerando la Cosntitución, la ampliación del mandato de la Presidenta del TC. La Constitución fija la duración en 3 y con la reforma se amplió hasta la renovación del TC. De esta manera el gobierno se aseguraba la admisión del estatuto con el voto de calidad de la presidenta. Esta reforma que si suponía un asalto al estado de derecho, a la democracia y en definitiva al régimen constitucional no fue tenida en cuenta por el panfleto.

- Como consecuencia de la reforma inconstitucional, el PP interpuso una recurso contra la misma.

- Ahora se está resolviendo el recurso. Para la resolución del recurso, la presidenta ( progre) y el vicepresidente ( conservador) se autoabstencionaron, por estar directamente implicados en el mismo ( ya que el objeto del recurso es el mandato de la presidencia). Se recurrieron por auto de Perez Tremps estas abstenciones pero al final se admitieron por el voto de calidad del presidente (conservador) que sustituye a la presidenta que se abstencionó.

- Apartada de la resolución la Presidenta y siendo conservador el presidente que la sustituye, la mayoría es conservadora lo que implica que el recurso del PP sería admitido, la Presidenta se iría tras los 3 años establecidos por la Constitución y la sustituiría siguiendo el mecanismo legal otro magistrado que sería de signo conservador.De esta manera el estatuto sería declarado inconstitucional y la soberanía se restituiría a la Nación Española.

- Pero el gobierno puede reaccionar a esta minoría y así intentar evitar este resultado. Para ello quiere apartar para la resolución sobre el recurso del PP a dos magistrados conservadores. El burdo motivo que presentan es que tienen interés directo o indirecto en el recurso ( Art 219.10) porque escribieron a la presidenta pidiéndola que cumpliese la legalidad y que dimitiese una vez cumplido su mandato.

Así pues, esta es la historia más enrevesada pero más trascendente de nuestra actual democracia. La integridad del régimen constitucional dependerá del número de magistrados progresistas que haya en el Tribunal Constitucional. Si estos son minoría se restablecerá el régimen constitucional, si son mayoría se consumará de derecho el cambio de régimen. Ver como la justicia esta ideologizada entristece, pero ver como la la justicia pasa por encima del régimen constitucional del 78 asusta.

9 comentarios:

Marta dijo...

Madre mía, pues si que es enreversado el tema si!!!!

Que pena da, oir que según la ideología del Presidente o de los Magistrados/ jueces de turno, un determinado asunto, se resolverá de uno u otro modo!!!

ESO NO ES JUSTICIA!!!!

Abrazos

Hartos de ZPorky dijo...

No habrá democracia mientras no exista una verdadera separación de poderes. Un saludo.

Juan dijo...

Es que hay que separar del todo la justicia de los políticos. Promoción entre jueces, elecciones entre jueces, oposiciones públicas...yo que se que pero los políticos con las manos fuera. Igual en fiscalias y demás.

blumun dijo...

Asusta un poco, que dependamos de las ideologias de los magistrados.
Pero, mientras no sea un poder aparte de la política, seguiremos así hasta los restos.
Teoricamente los magistrados deberian ser independientes, pero es poco probable, por no decir imposible en estos momentos.
Saludos.

gutiforever dijo...

Imagino las terribles presiones que deben estar recibiendo los magistrados del Constitucional,contrarios al Estatuto.
Lo que si esta claro,es que no vamos a ver la sentencia antes de las elecciones.

LUIS AMÉZAGA dijo...

Hay que separar los poderes, y hay que separar a aquellos jueces que imparten justicia atendiendo a las circunstancias. Los hay que no necesitan directrices, les sale de dentro.

El Espantapájaros dijo...

No sólo desde "El País", también en "Público", más panfleto aún que el primero, se ha atacado al magistrado Roberto García Calvo, pero no por razones especiales, sino por su pasado franquista. Con saña y sensacionalismo, faltaría más. Qué gente tan deshonrada.

Un saludo

Decentes dijo...

De acuerdo con todos vosotros...lo deseable, sería que fuera efectivo y real el principio de división de poderes, y que contaramos con Magistrados que cumplan con su función jurisdiccional, al margen de cualquier ideología política, lo que haría de nuestra democarcia, una democracia, más fuerte y auténtica. No obstante no es de la misma gravedad, el quebrantamiento de este principio, para luchar contra ETA, que para violentar el régimen constitucional.

Saludos

Republica Rojigualda dijo...

Este es otro de los grandes fracasos del régimen constitucional: el poder judicial se convierte en un apéndice más del poder ejecutivo y lo que es más escandaloso, el último garante del cumplimiento de la legalidad, es un mero guiñol del gobierno. Mientras los jueces no elijan a sus representantes y a quienes deben impartir en última instancia justicia, España seguirá siendo lo que es, un reino bananero.